FINANCIACIÓN PERSONALIZADA CONTACTO

Nutrición ortomolecular: ¿qué es y por qué deberías probarla?

Tener un cuerpo atractivo no es lo único que importa, y más si quieres estar sano. Tener una buena salud significa estar en forma, cuidar a tu cuerpo y sentirte bien mental y emocionalmente. Pero conseguirlo va más allá de una dieta y tiene que ver con tu estilo de vida en general. 

Mantener un estilo de vida saludable puede ayudar a prevenir enfermedades crónicas y de larga duración. Y si hablamos de salud, tener una buena nutrición es la piedra angular para conseguirlo. Desgraciadamente, pocas personas conocen o siguen las pautas de una alimentación saludable. Es por eso por lo que hoy vamos a hablar de la nutrición ortomolecular.

Son muchos los beneficios para la salud de seguir un estilo de alimentación que le proporcione al cuerpo el equilibrio adecuado como la nutrición ortomolecular. Además,  los nutrientes de los alimentos y los suplementos también pueden utilizarse como medicina para ayudar al cuerpo a curarse de todo tipo de enfermedades, incluidos los trastornos psicológicos. 

En este artículo te lo enseñamos todo acerca de la nutrición ortomolecular, un tratamiento nutricional que se basa en una alimentación individualizada para las necesidades específicas de cada paciente con la intención de optimizar varias funciones de su cuerpo. También conoceremos cuales son las bases y los usos comunes de este estilo de alimentación, y cómo puedes combinar este tipo de dieta con tratamientos estéticos.

¿Qué es la nutrición ortomolecular?

La nutrición ortomolecular es una terapia alternativa basada en la idea de tomar dosis muy altas de vitaminas para hacer frente a las enfermedades. Al igual que la nutrición integrativa, gran parte de su base está en consumir alimentos de alta calidad y naturales.

El término de nutrición ortomolecular’ fue establecido en 1968 por el bicampeón del premio Nobel Linus Pauling, químico y bioquímico más conocido por sus trabajos sobre la naturaleza de los enlaces químicos y la estructura de las moléculas. 

El término “ortomolecular” viene de ‘orto’ que significa en griego ‘correcto’. El creador de este estilo de alimentación ideó el nombre para hacer énfasis en ‘las sustancias correctas en las cantidades correctas’. Aunque Linus Pauling fue el primero en darle un nombre, la nutrición ortomolecular existe en la práctica desde la década de 1930. 

La idea en la que se basa la nutrición ortomolecular es que los nutrientes aportados por los alimentos y asimilados durante la digestión entran en la composición química de las células del organismo e intervienen en las reacciones químicas, desarrollando un papel primordial en el mantenimiento de una salud óptima.

En este sentido, la nutrición ortomolecular considera que el tratamiento de muchas enfermedades pasa por variar la concentración de determinados nutrientes a nivel celular. Si cada célula del cuerpo recibe los nutrientes óptimos para funcionar, el medio interno podrá controlar ciertas enfermedades y mejorar nuestra salud.

¿Funciona la terapia ortomolecular?

La nutrición ortomolecular tiene como objetivo desarrollar un entorno nutricional óptimo en el cuerpo mediante la corrección de desequilibrios o deficiencias basándose en la bioquímica individual.

Al igual que con los métodos de tratamiento farmacéuticos y médicos, es de vital importancia asegurarse de estar supervisado por un especialista en el tema. También debes asegurarte de que la dosis de la medicación natural que estás tomando es segura, ya que incluso las sustancias naturales pueden resultar tóxicas si se consumen en exceso. 

Trabajar de la mano con un especialista en la nutrición ortomolecular te asegurará que siempre recibas el equilibrio correcto de nutrientes para tus necesidades.

La práctica de administrar nutrientes ayuda a tratar enfermedades digestivas, de la piel, o incluso mentales como la adicción o la ansiedad. La nutrición ortomolecular también puede ayudar con cualquier trastorno concurrente como la anorexia, el trastorno obsesivo compulsivo, los trastornos del juego y otros tipos de enfermedades. 

El tratamiento basado en la nutrición ortomolecular puede ayudar a identificar y tratar la enfermedad a nivel de la célula; y así aumentar enormemente las posibilidades de una recuperación exitosa a largo plazo.

Bases de la nutrición ortomolecular

De acuerdo con las bases de la nutrición ortomolecular, las enfermedades se originan debido a un desequilibrio bioquímico del organismo que afecta a nuestras células, provocando desequilibrios. Aportando a las células los micronutrientes adecuados, obtenemos un equilibrio óptimo y un funcionamiento correcto.

Por tanto la nutrición ortomolecular es capaz de tratar las enfermedades existentes; pero también puede mejorar dolencias no específicas, como las migrañas, la falta de energía y los problemas digestivos.

Dentro de la terapia ortomolecular se considera que los micronutrientes necesarios para nuestras células son los siguientes:

  • Vitaminas, como las del grupo B, la vitamina C o la vitamina E.
  • Minerales, como el calcio, el magnesio o el potasio.
  • Oligoelementos necesarios en cantidades muy pequeñas: Litio, cobre o manganeso.
  • Aminoácidos, entre los que podemos mencionar la L-glutamina, la L-arginina o la L-carnitina.
  • Ácidos grasos esenciales, como los omega 3 y 6.

¿Cómo puede ayudarte un especialista en nutrición ortomolecular?

La nutrición ortomolecular se ha utilizado con éxito para tratar enfermedades mentales como el trastorno bipolar, la ansiedad y la depresión. También se han tratado con éxito trastornos digestivos como la diverticulitis, la enfermedad de Crohn, la endometriosis y la obesidad.

Otras afecciones tratadas con la nutrición ortomolecular son los trastornos respiratorios como el asma, el eczema y otras afecciones de la piel, las enfermedades cardíacas, la reumatoide y la artrosis, los trastornos reproductivos, la hipertensión arterial, el cáncer, el SIDA y los defectos del tubo neural del feto.

Es más, el uso de la nutrición ortomolecular ha acompañado en muchas ocasiones a los tratamientos convencionales con buenos resultados.

Medicina y nutrición ortomolecular

El tratamiento de la nutrición ortomolecular debe ser siempre personalizado e individual. Un especialista en el tema se encarga de evaluar el estado nutricional de cada paciente.

A partir de unas pruebas analíticas, el especialista puede establecer dónde existe el desequilibrio bioquímico, qué carencias nutricionales existen y qué requiere corrección. Generalmente, es necesario el uso de suplementos nutricionales para mejorar la salud con esta intervención.

La primera herramienta terapéutica es la dieta. Estas tienen como objetivo proporcionar una nutrición óptima a las células. Principalmente se basan en la ingesta de proteínas de calidad, grasas insaturadas y carbohidratos complejos.

Estas dietas evitan específicamente los azúcares refinados, los productos lácteos y las grasas saturadas. También se suelen recomendar pautas de estilo de vida saludable. Por ejemplo, hacer ejercicio físico y descansar bien, evitar el estrés y complementar el tratamiento con otras terapias de la medicina alternativa.

En Clínica Dra. Rigo, te ofrecemos programas personalizados de última generación, basados en la evidencia, que combinan la nutrición ortomolecular, la fisiología y la dietética para lograr la eficacia dentro de los enfoques alternativos para la curación. Contacta con nosotros para ayudarte a cambiar tu forma de relacionarte con la comida.

¿Lista para mejorar tu aspecto?

¡Pregúntanos lo que quieras!