FINANCIACIÓN PERSONALIZADA CONTACTO

Cómo construir una rutina de belleza

Si te preocupas por el aspecto de tu piel tanto como nosotros, ya sabrás que es importante tener una rutina de belleza diaria para mantenerla sana e hidratada. Sin embargo, a veces puede resultar difícil encontrar el tiempo para poner tu rutina en práctica. Con tantos acontecimientos a nuestro alrededor, puede llegar a parecer imposible completar los pasos necesarios y requeridos de una buena rutina de belleza todos los días.

Una forma de desarrollar una rutina de belleza que realmente puedas seguir es planificar con anticipación lo que vas a hacer de forma habitual. Esto incluye asegurarte de tener las herramientas adecuadas a mano, así como saber cuánto tiempo puede tomar cada paso. De esta forma no perderás el tiempo esperando a que se sequen los productos de belleza o cuidado de la piel, o a que el agua de la ducha termine de calentarse.

En este sentido, si tienes poco tiempo y quieres mantener tu aspecto, tener una rutina de belleza bien planificada es una de las mejores cosas que puedes hacer por ti misma. En este artículo te lo contaremos todo sobre cómo crear una y qué aspectos debes tener en cuenta al hacerlo.

La importancia de crear tu propia rutina de belleza correctamente

Crear tu propia rutina de belleza es fundamental para lograr una piel y un cabello saludables. Además, como ya hemos comentado, es uno de los pasos más importantes que puedes dar hacia la mejora de tu aspecto en general.

Como en casi cualquier otro ámbito, el factor más importante para crear tu propia rutina de belleza es asegurarte de hacerlo de forma que la puedas disfrutar. Si ves que no te lo pasas bien con el proceso, te será más difícil ceñirte a la rutina y no conseguirás buenos resultados incluso aunque tus intenciones sean buenas.

Por otro lado, también es importante asegurarte de que tu rutina sea equilibrada y adaptada a ti. La mayoría de personas tienden a exagerar un solo aspecto de su rutina, como por ejemplo, el cuidado del pelo o la hidratación de la piel; pero se olvidan por completo de otros factores igual de importantes.

A continuación veremos varios de los aspectos más importantes a tener en cuenta a la hora de crear tu rutina de belleza.

1- Elige los productos de belleza adecuados para tus necesidades

Hay muchos factores que influyen en la elección de los productos que más se adaptan a tus necesidades para mantener una buena rutina de belleza. En general es importante elegir productos que sean suaves para tu piel, buenos para tu presupuesto y que tengan ingredientes que reconozcas.

Por otro lado, suele ser recomendable que antes de aplicarte cualquier producto a tu piel acudas a consulta con un médico experto. En la Clínica Dra Rigo podemos recetarte de forma segura y específica lo que tu piel necesita. Y es que no todas las pieles son iguales, y no todas las personas reaccionan de la misma manera a los productos. 

Por eso, antes de ocasionar algún daño que pueda llegar a ser irreversible en tu piel, es mejor que consultes con un médico especialista. Ponte en contacto con nosotros y reserva una cita.

2- El uso del maquillaje en la rutina de belleza

A muchas personas les cuesta decidir si deben incluir el maquillaje en su rutina de belleza, o si este puede acabar dañando sus esfuerzos. A menudo se tiende a satanizar el maquillaje, hasta el punto de que se ha llegado a pensar que el maquillaje ayuda a fomentar la aparición del acné.

Mucha gente piensa que no se debe usar maquillaje en la rutina de maquillaje por la misma razón por la que no se debe beber alcohol mientras se toma un medicamento para el resfriado: en algunos casos, estos productos pueden interactuar con el medicamento y causar efectos no deseados.

Sin embargo, el secreto está en saber qué productos elegir. Así como sucede con las cremas de cuidado de la piel, lo mismo pasa con el maquillaje. Hay que saber elegir productos de buena calidad que nos favorezcan y ayuden a realzar nuestra belleza.

Pasos para una rutina de belleza de calidad

¿Preparada para empezar a cuidar tu piel? A continuación te contamos paso por paso cómo crear una rutina de belleza que te ayude a conseguir el mejor aspecto posible.

1- Limpieza

La limpieza debe ser siempre el primer paso de cualquier rutina de cuidado de la piel. En este sentido, el tipo de limpiador que utilices es más importante de lo que crees. Los lavados faciales suaves son el camino a seguir, sobre todo si planeas utilizar más ingredientes activos más adelante. 

2- Tonificación

Usar un tónico facial es un paso opcional, pero si tienes uno que te guste, esta puede ser una gran manera de equilibrar el pH de tu piel. Si tienes facciones propensas al acné, busca un tónico formulado específicamente para este problema con el fin de calmar los brotes. Por otro lado, si tienes la piel seca o sensible, puedes optar por un tónico hidratante para calmar la piel seca.

3- Uso de sérums

Cuando se trata de sérums, en general lo más recomendable es la utilización de productos ricos en vitamina C. Este producto suele ser el gran olvidado de las rutinas de belleza, pero puede ser la clave para ayudar a revertir muchos de los daños que nos producen el sol y la contaminación.

4- Aplicación de crema para los ojos

Las cremas para los ojos también se deben utilizar en cualquier rutina de belleza que se precie. Como seguramente sepas, estas cremas tienen fórmulas distintas a las del resto de hidratantes para la cara debido a las características especiales de este área.

Durante tu rutina de belleza, asegúrate de aplicarte la crema de ojos suavemente con el dedo para no dañar involuntariamente la zona.

5- Uso de crema hidratante

Una vez que hayas tratado tu piel, es hora de hidratarla. La crema mantiene la piel hidratada y ayuda a reforzar la barrera cutánea, de forma que potencia el resto de esfuerzos que hagas para mejorar tu aspecto. 

Para el día, opta por una crema hidratante más ligera que se absorba rápidamente; mientras que por la noche puedes usar productos más densos que mejoren aún más la calidad de tu piel.

6- Aplicación de protector solar

Este es el último paso, pero es uno de los más importantes en cualquier rutina de belleza de calidad. El sol es la razón número uno por la que la piel envejece a temprana edad; y lo peor es que el daño no es solo cosmético, sino que también puede acabar generando enfermedades como hiperpigmentación y cáncer de piel.

Recuerda también aplicar protector solar en el cuello y el dorso de las manos además del rostro. Estas zonas del cuerpo también sufren los signos del envejecimiento que son causados por el sol.

Conclusión: cómo construir una rutina de belleza efectiva

Tener una rutina de belleza de calidad es una de las mejores acciones que puedes tomar por tu aspecto y tu salud. Sin embargo, en algunas ocasiones no es suficiente. Si quieres ir un paso más allá, también puedes aprovecharte de los tratamientos no quirúrgicos que ofrece hoy en día la medicina estética, para ayudarte a combatir los daños que recibimos a diario por diferentes factores ambientales. 

Si deseas darle una ayuda extra a tu piel, contacta y reserva un cita con nosotros. En la Clínica Dra. Rigo Medicina Estética ofrecemos una serie de tratamientos faciales no quirúrgicos muy eficaces para quienes buscan mejorar el aspecto y el cuidado de su piel. 

¡Pregúntanos lo que quieras!